El transfer cerámico o serigrafía vitrificable, es un método de estampación de alta calidad para materiales como vidrio, cerámica y porcelana. Se utiliza mucho para la serigrafía de tazas. A diferencia de otros métodos de estampación sobre este tipo de materiales, este si es apto para el uso en lavavajillas y microondas. El uso de estos electrodomésticos no afectará a la estampación que apenas sufrirá desgaste.  El diseño se estampa en una calca y esta se adhiere al artículo que posteriormente se cuece en unos hornos especiales a temperaturas de unos 800 grados centígrados.


Se aconseja estampar diseños en colores planos ya que los colores son más homogéneos que las cuatricromías.


A favor:

  •  Alta fijación en materiales complejos

 En contra:

  •  No se pueden asegurar los colores pantones exactos ya que debido a las altas temperaturas pueden sufrir pequeñas variaciones de color.

Detalle de taza marcada con transfer cerámico